lunes, 2 de junio de 2008

El gordo pelota

Corrian tiempos dificiles para los gordos porque Berlusconi queria imponerles penas de carcel por acopiar cereales.
Nuestro amigo el gordo pelota, era un tipo simpatico, amable y risueño. Todas las mañanas salia silbando a comprar el periodico al kiosko a las 5 de la mañana, a esa hora se curzaba siempre con el camion de la basura, el saludaba amablemente y uno de los basureros solia bajarse del camion a tirarle algun desperdicio a la cara que hubiera en el camion, si hiban mas de un basurero, solian intentar meterlo en la parte de atraz del camion junto con los desperdicios, pero el gordo gritaba y siempre escapaba, al llegar al kiosko, con una sonrrisa amable pedia "la razon", el kioskero amablemente enrrollaba el periodico y se lo metia via rectal mas o menos un 78% del periodico, el gordo pagaba, agradecia y dolorido volvia a casa.
Luego de desayunar un pollo con un litro de leche, salia al parque a hacer sus ejercicios, siempre hiba al mismo lugar para ver a dos lesbianas que le gustaban mucho, como todos los dias, las lesbianas al verlo llegar le insultaron, le arrojaban huevos, judias y pedazos de bacalao para que se fuera, el gordo pelota pedia disculpas y se hiba a los juegos infantiles, donde las madres acusaban al gordo de querer mordisquear a sus niños, por lo que le arrojaban piedras, escupian, llamaban a la guardia civil, etc, el gordo solia permanecer 5 minutos aguantando esas vejaciones para poder contemplar los niños jugar e ilusionarse con que un dia podria tener un niño y ser amado por otro ser humano, luego cuando comenzaban las hemorragias por las heridas de las piedras se hiba, siempre acompañado por un grupo de niños que le tiraban tierra, insultaban, le daban palasos en el culo, lo intentaban tirar al piso, hasta que se cansaban, el gordo seguia hacia un rio mugriento e hiba a su lugar secreto un caño enorme que tiraba aguas negras al rio, el gordo guardaba alli un botiquin donde curaba todos los dias las heridas de la mañana, y permanecia con miedo alli hasta el anochecer, durmiendo, jimiendo, lamentandose, llorando, riendo si pasaba una rata y compartiendo otra tarde mas de su vida con la mierda y desperdicios que salian de aquel caño.
Pasaron varios años asi, las heridas fueron haciendose mas profundas, algunas se infectaban, los huesos doloridos sufrian cada vez mas las embestidas de los no gordos de su barrio, se hiban sumando elementos esporadicamente como skins neo nazis y policias que impartian palizas aun mas dolorosas de las que estaba acostumbrado, poco a poco fue perdiendo la vista, empezo a utilizar una alfombra vieja para vestirse, un palo de escoba para ayudarse a andar, un dia cuando llego a su caño inmundo no pudo mas y cayo de boca contra los restos de mierda del suelo, empezo a reir y alli murio lentamente, su cuerpo se pudrio pero nadie lo noto ya que el olor asqueroso del caño era habitual, las ratas y los gusanos fueron comiendo su cuerpo lentamente hasta que la corriente arrastro sus huesos, y solo queda de el aquel antiguo botiquin y algunas manchas de sangre en la pared de un caño de las afueras de Beniform.

Perillas es imbecil

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Según El País la crisis alimentaria mundial es por culpa de Chávez: http://www.rebelion.org/noticia.php?id=68273

Excelentisimo Ayuntamiento de Praga dijo...

menudo desproposito!
En nuestra inclita ciudad jamas habriamos permitido que tales hechos acontecieran, pobre gordo seboso...y ustedes se denominan primer mundo?

Anónimo dijo...

Por Dios... ¿¿¿¿¿HIBA??????